El teatro porteño también sufre las nuevas restricciones

Actualidad

El teatro independiente se encuentra en crisis desde el comienzo de la pandemia y varias salas aseguran que no podrán sostenerse en medio de las nuevas restricciones, según informa un artículo de Ambito.com.

Tras las inversiones realizadas para cumplir con los protocolos de distanciamiento e higiene, los emprendedores teatrales se quedaron sin resto para soportar meses sin público otra vez. “Después de un año cerrados hicimos la inversión de las ventilaciones, que nos demandó más de un millón y medio de pesos porque era lo que nos pedían y lo que teníamos que hacer para poder abrir. Los mecanismos de seguridad están, no hay peligro que el público vaya al teatro, ni para los actores ni los equipos”, aseguró Claudio Tolcachir, de Timbre 4, en la nota realizada por Carolina Liponetzky.

También habló al respecto Daniel Genoud, del Camarín de las Musas: “Nos empezábamos a organizar luego de hacer los trabajos de ventilación. Hay subsidios del INT para adecuación pero siempre primero hay que poner el dinero y después esperar recibirlo. Así que todavía esperamos esos fondos mientras confiamos en volver a abrir pronto”, señaló.

Junto con la gastronomía, la escena teatral es uno de los principales atractivos de la ciudad de Buenos Aires cuando se trata del esparcimiento y el turismo. A un año de las primeras restricciones, estos sectores apenas llegan a sostenerse y varios establecimientos cerraron.

Algunas salas optaron por vender sus funciones a través de la modalidad streaming pero los actores extrañan las anteriores condiciones. “Hice función con tres personas para abrir el teatro y empezaron a llegar más. Dicen que el teatro es seguro y ahora otra vez lo cierran”, se lamentó Arturo Puig en redes sociales.